Lecos de San Pedro aprueban su estatuto orgánico y buscan consolidar su territorio indígena originario

La comunidad indígena originaria campesina quechua Leco San Pedro aprobó su Estatuto Orgánico con el que esperan dar solución a conflictos internos que se tenían dentro de la organización y ahora buscan consolidar su territorio, informó Gonzalo Limaco Avine, secretario general de la comunidad. El documento fue elaborado con el acompañamiento legal de la Fundación TIERRA.

apolo estatuto

La Paz: Comunarios indígenas originarios participaron en el proceso de de elaboración del Estatuto Orgánico de los Lecos de San Pedro.

“Ahora que tenemos nuestro estatuto orgánico vamos a poder resolver las demandas que a veces llegaban, por ejemplo, a la Policía, pese a que se podían solucionar con el diálogo y de otras maneras de forma interna. Incluso para otros temas venían algunas autoridades externas a sancionar. En las provincias la gente es más tímida y allí se manejaban los problemas con mucho miedo. Ahora, como muchos ya saben leer y escribir nos estamos adecuando a la justicia de las comunidades”, manifestó el representante.

La comunidad indígena leco San Pedro se ubica en la jurisdicción del municipio de Apolo, provincia Franz Tamayo del departamento de La Paz y actualmente está integrada por 286 personas (entre adultos y niños) de los cuales 55 son afiliados. Según el estatuto, la organización fue constituida el 29 de julio de 1972, refundada el 11 de abril de 2010 y reconocida con personería jurídica el 3 de septiembre de 2019.  

El documento en su artículo 10, referido a los principios que rige la comunidad, señala que se sostiene en principios ancestrales como: la práctica ancestral, la reciprocidad en la comunidad, la complementariedad y equilibrio en la pareja, el consenso en la comunidad, la rotación en cargos comunales, la unidad entre la comunidad y la contribución familiar.

Asimismo, de acuerdo a los usos y costumbres, el estatuto señala que se practican los principios de ama khilla (no seas flojo), ama sua (no seas ladrón), ama llulla (no seas mentiroso) y ama llumkui (no seas servil).

“Estamos trabajando en varias experiencias para organizarnos, para rescatar nuestras raíces y nuestra ideología de nuestros antepasados. La norma también nos va a ayudar a tener más apoyo para consolidar nuestro territorio”, señaló Limaco.

Está previsto que en los próximos días el documento, que fue ampliamente socializado de forma interna, sea entregado a autoridades de los distintos niveles, así como a las organizaciones indígenas originarias vecinas para su conocimiento. 

Por su parte, Daniel Kama Mamani, apoderado de la comunidad, dijo que los representantes continuarán trabajando para lograr el ordenamiento territorial y la posterior elaboración y aprobación del Plan de Vida, con lo que esperan integrarse legalmente a la Central Indígena del Pueblo Leco de Apolo (CIPLA).

“Ellos ya están trazado el territorio. Una vez que tengamos toda nuestra documentación legal vamos a hacer el manejo del territorio de forma independiente, es decir, hacer el manejo de nuestros recursos naturales renovables y no renovables. Quedamos muy agradecidos con la Fundación TIERRA por la cooperación y esperamos continuar con el asesoramiento en favor de la comunidad”, destacó Kama.

apolo

Territorio: Parte del ganado vacuno de la comunidad indígena originaria campesina quechua Leco San Pedro.

 


Imprimir